25-ago-2016 10:00:00

¿Qué hacer en Rosarito?

Andrea Sánchez

Blogger
Andrea Sánchez

Recibe los mejores tips de la industria en tu inbox

Recomienda y gana más con PromoCasa, gana hasta $12,000 pesos extras

El pasado 29 de junio, Rosarito cumplió los primeros veintiún años de haber sido promulgado un municipio más de Baja California. Pero, ¿qué tanto conoces este sitio?

Comencemos por su localización. Dentro del estado de Baja California, Rosarito ­se encuentra aproximadamente a media hora al norte de Tijuana, a 45 minutos al sur de Puerto de Ensenada, y al noreste de la ciudad capital, Mexicali.

Rosarito es un lugar que ofrece varios atractivos. El principal: sus playas. Recientemente el alcalde de esta demarcación, Silvano Abarca Macklis, señaló cómo con la unión de distintos esfuerzos se logró la reactivación del turismo de playas de Rosarito, registrando los mejores números de los últimos años.

Para visitar en familia, una tarde en las playas haciendo uso de las palapas facilitadas a la orilla del mar, puede ser una buena opción. Encontrarás también la oportunidad de hacer viajes a caballo por la arena o actividades más extremas, para los aventurados, como parapentes y cuatrimotos.

Las actividades acuáticas también tienen cabida ahí, y puedes hallar opciones como surf de remo, esquí acuático, moto acuática, tours en barco, y recorridos de buceo y snorkel en donde se te muestre un poco más de la fascinante vida marina.

Cerca de las playas también encontrarás varios museos pequeños, como el Museo de las Playas de Rosarito. También puedes conocer el Muelle, o desplazarte un poco para visitar la Zona Centro.

En una caminata posterior, podrás encontrar vistas panorámicas privilegiadas ya que las costas del área se constituyen principalmente por acantilados.

Rosarito también invita a sus visitantes a realizar actividades complementarias además de los viajes destinados a las playas. En su calle principal, el Boulevard Benito Juárez, se despliega una variada oferta de distintos tipos de establecimientos.

Este lugar por sí mismo despide un aire jovial que invita a la diversión, a aventurarse a conocer cosas nuevas. La vida nocturna es una oferta atractiva sobre todo para los jóvenes, además hay restaurantes que pueden deleitar a todo tipo de paladares con distintos tipos de manjares gastronómicos.

Se trata de una playa más dentro del territorio nacional; poco menos conocida que los destinos tradicionales y repetidos de cada año, y justamente por ello, una grandiosa opción por descubrir.