08-feb-2018 8:30:00

Casas en Mexicali

¿Cómo es una buena póliza a prueba de sismo?

PromoCasa

Blogger
PromoCasa

Recibe los mejores tips de la industria en tu inbox

Recomienda y gana más con PromoCasa, gana hasta $12,000 pesos extras

Alrededor de 91,4% de las viviendas del país mexicano, son vulnerables y están a merced de daños causados por sismos, y solo 8.6% de las casas y departamentos cuenta con un seguro contra movimientos telúricos; según datos proporcionados por la Asociacion Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).

E incluso, se pudo evidenciar que esa pequeña parte de la población aseguró sus viviendas solo porque era un seguro implícito en las hipotecas para proteger el adeudo, por lo que en caso de pérdida total por un siniestro de tal magnitud, la indemnización no sería para el dueño, sino para el banco.

¿Cómo son los costos de las pólizas a prueba de sismo?

Recordemos que, una póliza básica sobre casa - habitación cubre tres tipos de siniestros; incendios, rayos y explosiones. Sin embargo, si deseas proteger tu inmueble contra sismos, inundaciones y/o erupciones volcánicas, es un costo adicional y se contrata aparte (coaseguro), como un derivado del principal.

Generalmente, los costos suelen variar según el valor de la vivienda y lo que este cubra. Sin embargo, en promedio puede rondar entre 5.000 a 25.000 pesos anuales, por ello, las aseguradoras ofrecen opciones de pago en cuotas. Veamos un poco más:

  • Casa o departamento de interés social: 5.000 pesos anuales.
  • Vivienda media: 12.000 pesos anuales.
  • Propiedades de nivel residencial alto: desde 20.000 pesos anuales.
  • Inmuebles de 1.5 a 2 millones de pesos: 7.000 pesos anuales (en la Ciudad de México).
  • En zonas sísmicas (Colonias Roma, Condesa, Cuauhtémoc y el Centro Histórico) la inversión aumenta hasta un 40%.

¿Qué cubre una póliza a prueba de sismo?

No sabrás si un sismo será lo suficientemente devastador para generar pérdida total en tu vivienda. Sin embargo, una póliza a prueba de sismo protege tu inmueble contra daños parciales causados por el movimiento telúrico, cristales o gastos extraordinarios como pagos de rentas si la vivienda llegara a declararse como no habitable.

Además, este seguro se puede contratar incluso si la vivienda es rentada, donde más que cubrir por los daños ocasionados por el sismo, suelen interesarse más por la cobertura de responsabilidad civil, incendio y robo.

¿Cómo es una buena póliza a prueba de sismo?

Hoy en día, alrededor de 25 aseguradoras ofrecen pólizas a prueba de sismo, en la República Mexicana; y cuyos productos están calificados por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF), estableciendo que una buena póliza debe funcionar de la siguiente manera:

Protección de los bienes

Las pólizas de coberturas más amplias también deben proteger los bienes que se encuentren en el interior del inmueble a cambio de un deducible, establecido cuando el asegurado cierra el convenio con la compañía aseguradora.

En caso de sismos, en varios convenios se establece como una clausula fundamental para el otorgamiento de la cobertura, que el asegurado soporte por su propia cuenta conforme a la zona sísmica donde se ubique, los bienes asegurados, un porcentaje de toda pérdida o daño indemnizable que sobrevenga a los recursos asegurados por tales desastres naturales.

Sobre casas rentadas

Y no solo las casas propias deberían figurar como acreedoras de una póliza a prueba de sismo; como arrendatario también puedes solicitar un seguro que te permita proteger todos los bienes que están dentro del inmueble arrendado, es decir, muebles, enseres, joyas, u otros.

Daños directos y daños consecuenciales o indirectos

Hay apartados de una póliza de seguro donde se cubren daños directamente ocasionados por el movimiento telúrico y otros de manera indirecta del mismo, es decir, consecuenciales.

Vigencia de la póliza

Una buena póliza debe incluir los daños ocasionados durante la vigencia del convenio, es decir, si el seguro venció y el sismo ocurrió entre las siguientes 72 horas después de su vencimiento, aun se puede cobrar la póliza.

Igualmente, si el movimiento sísmico que originó sus daños ocurre dentro del plazo de vigencia de tu póliza, cualquier daño adicional que ocurra a los mismos dentro de las siguientes 72 horas, se comprende dentro de la misma reclamación.

Para muchas personas, su casa es su mayor patrimonio y en muchos casos, el único. Por esa razón, un sismo debería ponerte a pensar que si tanto invertiste en tu vivienda, deberías invertir también en protegerla.

 

escoger-seguro-de-casa-en-mexicali-tijuana-rosarito-los-cabos